Un andrólogo es un experto en salud masculina, denominándose así a los urólogos que están especializados en el área de medicina sexual masculina. Sin embargo, ser andrólogo en España no es una titulación oficial y existen diferentes perfiles que se conocen de manera más o menos coloquial como andrólogos.

qué es un andrólogo
Andrólogo

¿Qué trata un andrólogo?

La andrología es una parte de la medicina que se basa sobre todo, aunque no exclusivamente, en la urología. La andrología trata todo lo relacionado con el cuidado del hombre adulto. Ese concepto, que es muy amplio, abarca problemas urológicos, endocrinos, reproductivos, relacionados con salud mental, sexuales, dermatológicos y, por último, cardiovasculares y metabólicos.

Existen una serie de enfermedades que trata clásicamente el andrólogo, teniendo en cuenta que en España la gran mayoría de profesionales serán urólogos. Para empezar, nos encontramos con los problemas relacionados con la salud sexual masculina, como la disfunción eréctil o la eyaculación precoz. En lo relacionado a la salud sexual desde el ámbito dermatológico, nos encontramos las enfermedades de transmisión sexual (virus del papiloma humano, gonorrea). Siguiendo en el ámbito genital, la andrología se ocupa de la cirugía genital masculina, así como de la cirugía estética masculina. Este es un campo en constante expansión en los últimos años, en otro tiempo dominado por los cirujanos plásticos.

Enfermedades no genitales que también trata un andrólogo

A continuación, los andrólogos tratan lo relacionado con problemas hormonales masculinos, como el déficit de testosterona. Dada la intensa relación entre el hipogonadismo o déficit de testosterona y la salud metabólica y cardiovascular, no es infrecuente que desde la andrología se aconseje y se realice prevención primaria de enfermedades de esta área (hipertensión, diabetes, hipercolesterolemia, obesidad, sedentarismo, tabaquismo). 

Aunque no es el núcleo de la andrología, la salud mental masculina puede ir vinculada a la salud sexual, por lo que en ocasiones los hombres con problemas sexuales ven afectada su «hombría», con importantes repercusiones sobre su salud mental. Es trabajo del andrólogo detectar esas potenciales alteraciones y encaminar a cada paciente hacia el experto en salud mental  más adecuado.

Finalmente, como urólogos, los andrólogos tenemos una importante responsabilidad no solo con los chequeos de próstata, sino con el tratamiento médico y quirúrgico de la hiperplasia benigna de próstata y el diagnóstico precoz del cáncer prostático.

¿Diferencia entre urólogo y andrólogo?

Un urólogo trata el aparato urinario masculino y femenino, así como el aparato reproductor masculino. El urólogo, por tanto, atiende mujeres. Aunque no son el grueso de la actividad de la urología, existen muchos campos donde los urólogos pueden ayudar a mujeres con problemas muy variados, como las litiasis urinarias, la incontinencia urinaria, el dolor pélvico crónico, las infecciones de orina y algunos tipos de tumores.

Además, los urólogos tratan enfermedades fuera del área de influencia del urólogo, como la vía urinaria alta y su patología (tumores, litiasis), la vejiga urinaria o el suelo pélvico.

El andrólogo, por contra, trata exclusivamente hombres con problemas en el aparato reproductor. Esto es: próstata, pene y genitales externos.